Adiós Leopoldo Pomés, pecador amparado por la doctrina del hedonismo

 

Leopoldo Pomes

“Soy un pecador amparado por la doctrina del hedonismo”. Este martes ha fallecido el fotógrafo y publicista Leopoldo Pomés a la edad de 87 años. Nacido en 1931 en Barcelona, Pomés hizo su primera exposición de fotografía en las Galerías Layetanas en 1955; fue en 2018 cuando recibió el Premio Nacional de Fotografía por “haber participado en la configuración de nuestro imaginario colectivo”, por su contribución a la historia de la imagen en España. En la Bienal de Venecia y en el Festival de Cannes obtuvo en el Primer Premio de Publicidad, y fue el encargado de crear la campaña de imagen de la candidatura de Barcelona para los Juegos Olímpicos de 1992.

 

Terry Leopoldo Pomes

 

Fue a mediados de junio del año pasado cuando publicó su libro de memorias No era pecado. Experiencias de una mirada, en el que recorre su carrera profesional, sus pasiones, sus placeres e inquietudes, todo ello ambientado en una emblemática Barcelona. Pero más allá de esta novela, también es autor de un libro de poemas y dos tratados sobre el pan con tomate y el hecho de comer. Pomés se caracterizó por sus fotografías callejeras, haber sido el director creativo de la agencia de publicidad Tiempo, y especialmente por ser el ideólogo del anuncio de las burbujas de Freixenet.

Asimismo, sus retratos del cuerpo femenino también son obras que han destacado en su trayectoria. “Para mí, lo más complicado son los retratos de mujer, ya que me hacen ser más consciente de la dificultad del arte de la fotografía”, dijo en 1959 sobre Imagen blanca. “Por el tipo de luz y el contraste entre las líneas curvas del cuerpo y el horizonte recto. Tenía que hacerla como fuera”, explicó Pomés.

Personajes ilustres

A través del objetivo de Pomés pasaron Gabriel García Márquez, Antoni Tàpies, Modest Cuixart, Jorge Herralde, Joan Brossa, Teresa Gimpera, Pablo Picasso, Eduardo Mendoza, Julio Cortázar y Óscar Tusquets. El fotógrafo y publicista también fue el impulsor de los restaurantes Giardinetto y Tortillería Flash Flash; ambos combinan arquitectura y gastronomía y se han convertido en un punto neurálgico para los barceloneses.

Que la tierra te sea leve, maestro. Gracias por tu legado, por tu generosidad, por poner talento, atrevimiento y color en tiempos de blanco y negro.

Comparte en tus redes:

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.ACEPTAR

Aviso de cookies